María Patiño, la colaboradora más deseada y Karmele y Belén Ro, las menos