Isa y Fortu hacen las paces