El inspector Monterroso llega a Oeste dispuesto a acabar con Nemo y sus hombres