Navascués grita a Sonsoles Ónega: "¡Franco no fue un dictador, no me ofendas!"