Aurelia tardaría más de media hora para llegar hasta su barrio de toda la vida