A la espera de que la Casa Blanca se pronuncie sobre el acuerdo de Rusia y China