Amador ya sabe de dónde viene taciturno, de la taza: “Qué importante es conocer la ‘entomología’ de las palabras”