Joaquín aclara la anécdota contada por su madre: "Ahora me voy a la ducha y todos me miran el huevo"