La Guerra del Golfo y la letra del himno, los dos actos patrióticos de Marta Sánchez por los que no cobró ni un duro