Mucha emoción y un desencuentro, así han sido los últimos cinco minutos de Rosa Benito