David, el granjero que vende un delicioso y cotizadísimo alimento