Rafael Amargo: "Hace siete años que no me meto una raya de cocaína porque veía monstruos"