Las comunidades hacen acopios de test de antígenos igual de fiables y con resultados más rápidos que las PCR