Raquel Mosquera, una herida sin cerrar: "De Rocío Carrasco solo recibí una patada en el culo"