Un 'gimnasio para vagos' de Barcelona propone hacer deporte con pruebas de videojuego