El feliz reencuentro de unos padres con su bebé prematuro, tras ser separados por tener coronavirus