Un niño, atrapado en el mecanismo de una máquina en una fábrica en China