Bolivia, sacudida por el caos y el vandalismo tras el golpe militar a Evo Morales