Un tiroteo siembra el pánico entre los clientes de un lavadero de coches en Brasil