Cataluña permite a los estudiantes hacer la EBAU sin mascarilla siempre que estén sentados a 1,5 metros