Un perro y un koala comparten agua en los brutales incendios que asolan Australia