Franciska, la madre de Rebeca, entra en directo para hablar con su hija y hasta Lara Álvarez se pone a llorar