Jenni interrumpe el programa para abroncar a su madre tras pulsar el atril: “¡Mamá, me gustaba de verdad!”