Lara Álvarez nos muestra la última hora de la tormenta perfecta: “El mar da miedo”