Ana Rosa Quintana recorre las calles Beit Hanoun, un barrio totalmente destruido