Un panda acude siempre al mismo lugar para comer su bambú preferido en China