La desigualdad salarial entre mujeres y hombres en Hollywood, más que evidente