La pasarela convertida en espectáculo: los ángeles de Victoria's Secret vuelven a Nueva York