Los hospitales de Yemen no dan abasto y tienen que atender a los enfermos en el suelo de la calle