Un guardia civil libra a una agente de los mossos de una agresión por parte de independentistas