El director general de los Mossos dimite en vísperas del 1-O