La irresponsabilidad de algunos ciudadanos en Madrid: se quedan en la calle hasta altas horas de la madrugada