La imagen de la huida en masa de Santoña que sorprende hasta a una niña pequeña