Reciben entre aplausos a los alumnos de una escuela en Barcelona que afrontan su primer día de cole