Las familias de los desaparecidos piden que todos tengan el mismo trato