Tres años sin pistas sobre Manuela Chavero, desaparecida misteriosamente de su domicilio en Badajoz