El joven apuñalado por la pareja de su madre en Santurce tuvo que ser evacuado con una grúa para salvar su vida