La autopsia podría explicar por qué Ignacio ha arrojado por la ventana a la hija de su mejor amigo