Benidorm, Peñíscola y Gandía, los destinos más solicitados para un verano incierto