La Comunidad Valenciana vive su semana más dura desde el inicio de la pandemia