La durísima imagen de un drama que azota a las costas españolas