Decenas de jóvenes se encierran en la Universidad de Extremadura porque no quieren repetir la Selectividad