Las medidas de Madrid Central, el proyecto estrella de Manuela Carmena, podrían revertirse