Secuelas de la pandemia en la seguridad ciudadana: aumentan los delitos contra la propiedad