Un grupo de ultras golpean a un vigilante en el estadio de Son Moix