Karmele: “Vendí mi casa y me llevé mis cosas porque no estaban en el contrato”