Las diferencias entre las declaraciones de Bretón y Serafín Castro