“Monumental”, un viaje diferente hacia la locura