El asesinato de la pequeña Fátima no fue por dinero: buscaron una "novia joven" de la que abusar