El dron del IGME muestra las imágenes fantasmagóricas que deja a su paso el volcán de La Palma